Magia blanca para callar a una persona en el trabajo

Materiales

  • 03 dientes de ajo.
  • Azúcar.
  • Una bandeja color roja.
  • Agua.
  • Una mesa.
  • Una hoja de papel blanco.
  • Un bolígrafo color rolo.

Procedimiento.

  1. Tome el papel y el bolígrafo, escriba el nombre de la persona de manera legible y clara, cargo que ocupa en el trabajo.
  2. Hecho esto, colocas el papel blanco en el medio de la bandeja roja, previamente tienes que doblar el papel de manera que quede en forma cuadrada.
  3. Tome los tres ajos y los pela, colocándolo encima del papel blanco que esta sobre la bandeja roja, pronuncie su nombre y apellido completo, al ir colocando los ajos cada vez que coloques uno debe decir el nombre de la persona.
  4. Tome un poco de agua y lo deja caer sobre los ajos que están encima del papel, pronuncie de forme legible, clara y diáfana las siguientes palabras “No quiero, no lo deseo, que intervengas (nombre de la persona), en conversaciones ajenas que nadie lo invito, no te entrometas, no opines en conversaciones ajenas, que se quede mudo que no opine, que se quede callado”.
  5. Tome la azúcar y la rocías sobre la bandeja, al hacer esto, toma la bandeja y procede a guardarla en un lugar limpio, seco y seguro.
  6. Al haber transcurrido tres días, busca la bandeja la colocas en una bolsa plástica y la guardas, el papel que debe estar húmedo con los tres ajos, amarra la bolsa y lo tiras al basurero.

¿Es efectiva la magia blanca para callar a una persona en el trabajo?

Sí, es muy efectiva y eficaz, hay ocasiones que tenemos compañeros de trabajo que son muy tóxicos, que no se ubican y en ocasiones quieren ser el centro de atención de los demás compañeros, dan opiniones diversas sin tener dominio del tema, sin preguntarle su opinión, son entrometidos, no les importa nada, porque piensan que lo están haciendo muy bien. Incluso se dan el tupe de dar recomendaciones. Entonces si tenemos un compañero   desde que llega es hablando no solo del trabajo sino también de su vida privada, intima, de todo, no permite que las demás personas hagan lo que tienen que hacer porque son interrumpidas cada rato.

Lo que genera este tipo de conducta incluso de personalidad son conflictos, discusiones, dolores de cabeza, que trae como consecuencia disminución de la productividad en la actividad que se ocupa.

Con lo anterior expuesto no encontramos forma para que el fulano se calle y deje a los demás en paz literalmente, nos hemos preguntado es acaso una enfermedad y si lo es ha ido al médico, nosotros debemos encontrar una solución al problema, ya que ha habido roses malas interpretaciones, discrepancias, murmullos y distracción.

Al realizar esta magia blanca, lo que se quiere en devolver la tranquilidad a nuestro sitio de trabajo, que cada quien este en lo suyo, cumpliendo con las tareas asignadas, aplicando las políticas de la empresa, en otras palabras, que cada quien haga lo que le corresponde. Lo que esperamos es que haya un cambio de conducta, de aptitud, de mayor nivel de compromiso, que se centre en lo suyo y ya, eso es todo lo que esperamos con el ritual que se le está haciendo.

¿Cuál va a ser el resultado?

En primer lugar, si tenemos todos los ingredientes y cumplimos paso a paso las indicaciones, si se hace en un ambiente de silencio de tranquilidad y convencido que los resultados van a ser favorables, si es así, la mitad de la tarea está hecha, la otra parte es el tiempo de espera para que podamos ver los resultados, el cambio tan radical que va a tener, que muchos van a quedar asombrados, no lo van a creer, en conclusión se ha vuelto a la tranquilidad, a la armonía, se siente en el ambiente.